Mar 152016
 

Éste fue el regalo del penúltimo cumpleaños de @batberto. Esta manualidad gustará mucho a los “frikis” de doctor Who, pero no sólo a ellos, ya que los adiposos son adorables :) Los adiposos, como su nombre indica, están formados de grasa, por lo que son blanditos y de color tocino. Dicho color es difícil de encontrar por lo que el adiposo de esta manualidad es blanco, como los que he visto que se comercializan. Los adiposos tienen un saliente en donde debería ir la ceja; en los muñecos comerciales esto se indica mediante una costura de color blanco que, a mi juicio, queda bastante mal porque queda como una línea y no da el volumen, por lo que en esta versión no he tenido en cuenta ese elemento.

Esta manualidad puede modificarse para hacer otros muñecos.

Materiales:

– Tela blanca, yo escogí de tipo forro polar para que fuera suave

– Relleno de cojín

– Hilo blanco y negro

– Materiales de costura (aguja, tijeras, alfileres…)

Aquí os dejo una foto de las partes que recorté yo para que os hagáis una idea:

Partes de Adiposo

Elaboración:

Primero cortamos todas las piezas. Es mejor recortarlas primero en papel, por ejemplo, periódicos viejos. Partes:

  • Pieza delantera-trasera que está unida por arriba.
  • Dos piezas laterales
  • Cuatro piezas para las manos (dos del derecho y dos del revés)
  • Cuatro piezas para los pies (dos del derecho y dos del revés)
  • Una tapa rectangular para la parte inferior

Yo lo hice a ojo: decidí el tamaño del adiposo, dibujé y recorté las piezas.

El segundo paso es unir las piezas e ir rellenando el adiposo. Tenéis que tener cuidado con que el interior de la tela quede hacia dentro del muñeco. Si la tela se deshilacha tenéis que coser todo lo que podáis del revés para que los bordes queden hacia dentro y no haga falta hacer dobladillo.

Unimos la pieza delantera-trasera con las laterales, es mejor sujetarlo primero con alfileres. En este punto hice los ojos y la boca cosiendo con hilo negro. No lo hice antes para asegurarme que quedaban a la altura deseada.

Cosemos las piezas para las manos (derecho y revés) del revés, damos la vuelta, rellenamos y lo unimos al cuerpo. Conviene hacer los dos brazos a la vez para corregir posibles errores e intentar que quede simétrico.

Cosemos tres lados de la parte inferior, dejamos el trasero sin coser. Cosemos las patitas como hicimos con las manos, rellenamos y unimos al cuerpo. Por último, rellenamos el cuerpo del adiposo y cosemos.

Ya tenemos nuestro adiposo muy simpático:

Adiposo

 

Ago 132014
 

Éste fue el regalo de @batberto de este año. Llevo tiempo queriendo publicarlo, pero no he tenido mucho tiempo. El regalo consiste en un cuadernito de para escribir recetas de postres, decorado de forma sencilla y que incluye algunas recetas. Las recetas son tanto mías como de una buena amiga que colaboró en el regalo.

PortadaRecetario

Materiales:

  • 5 hojas de papel, pueden ser de colores, blancas o como queráis
  • Cartulina que sea unos milímetros más grande que los papeles (unos 2mm en ancho y en alto)
  • Bolígrafo, lápiz, regla, goma de borrar
  • Tijeras, hilo, aguja y un alfiler
  • Forro adhesivo del que se utiliza para los libros
  • Recetas

Elaboración:

En este caso yo lo hice en formato cuartilla porque me pareció el más cómodo, pero podéis elegir otro, pero necesitáis que el papel sea del doble de tamaño. Doblamos las hojas a la mitad y escribimos las recetas que queramos. En esta ocasión incluí cuatro recetas para que él siguiera rellenando con las suyas. También hacemos la portada, pero no la forramos.

Ponemos todas las hojas y la cartulina en formato libro, es decir, una dentro de la siguiente. Tened cuidado de que ninguna quede del revés. En el doblez central marcamos con el lápiz cuatro puntos, donde irán las “grapas” que vamos a coser, dependiendo del tamaño necesitaréis más o menos, pero para una cuartilla basta con dos. Para que coser sea más sencillo, hacemos los agujeros con el alfiler donde hemos marcado. Ahora con la aguja y el hilo cosemos, dejando los nudos de principio y final entre la cartulina y la primera hoja. La costura es simple: es como si estuviéramos haciendo una grapa. Si no queréis coser, podéis hacerlo con una grapadora de las grandes sobre una superficie muy dura, para que no grape. Yo prefiero coser porque con las grapas no me suele quedar bien este tipo de cosas.

Primera Página

Por último, forramos con plástico adhesivo. En vuestra manualidad podéis decorarlo más, con papeles de colores, pinturas, telas o lo que queráis.

RecetasDedicatoriaRecetario

Ago 082014
 

Esta manualidad se la hice como regalo a una de mis amigas por su cumpleaños, se trata de un delantal. Ahora ya no se estila hacerse un ajuar para cuando una se casa y se va a vivir con el marido por suerte, pero unas y otros necesitaremos algunas cosas para nuestra vida independiente y una de ellas es un delantal que nos proteja mientras cocinamos. Siento que la foto está un poco oscura…

Delantal1Materiales:

  • Tela, podéis utilizar tela normal como hice yo o tela más fuerte o incluso impermeable
  • Cinta de puntilla del modelo que queráis, normalmente se utiliza blanca y no sé si la venden en otros colores, pero si no, siempre podéis teñirla con tinte para ropa.
  • Aguja, hilo de los colores de la cinta y de la tela, en este caso yo utilicé amarillo y blanco
  • Tijeras, dedal, alfileres…

Elaboración:

Primero vamos a cortar los trozos de tela, las medidas las escribo en centímetros y son para una persona de 1’70m de altura y cintura de 70cm. Necesitamos dos cuadrados, uno de 50cm de lado (parte de abajo) y el otro de 30 (parte del pecho), dos rectángulos de 20×16 para los bolsillos y dos tiras de 2×35 y otra de 4×100. Salvo si la persona destinataria del delantal es especialmente grande o pequeña en tamaño, no hace falta retocar estas medidas

De la cinta cortamos un trozo de 50cm, otro de 30 y dos de 16.

Dependiendo del tipo de tela tendréis que hacer un dobladillo para que no se deshilache. En el lado inferior del cuadrado grande, añadimos la cinta cuando hagamos el dobladillo. En un principio quedará “por detrás” por lo que la tendremos que doblar y darle unas puntadas para que se vea desde delante. En el cuadrado  En el lado superior del cuadrado pequeño y en uno de los lados de 16cm de los rectángulos añadimos la cinta, haciendo el dobladillo hacia fuera en lugar de hacia dentro. Os recomiendo empezar por los lados donde van los dobladillos en todos los casos. He hecho un esquema del dobladillo desde el perfil y os pongo también el esquema de la costura:

dobladillo Punto máquina

 

 

 

 

 

En el lado superior del cuadrado grande no hace falta hacer el dobladillo, ahora veréis por qué.

Vamos a hacer la tira de la cintura, para que nos quede el lado sin dobladillo por dentro de la cinta. Unimos con alfileres el lado superior del cuadrado a la cinta de 4×100, de forma que quede centrado. Esto se puede hacer poniendo primero un alfiler que una el centro de las dos piezas y luego poniendo los demás alfileres. Ahora enrollamos el cuadrado grande sobre sí mismo empezando desde el lado inferior (el de la cinta) y lo fijamos con alfileres. Ahora unimos a los alfileres que ya teníamos puestos el otro lado largo de la cinta de forma que envolvamos el rollo con ella, así que el rollo tiene que quedar un poco prieto, si no es lo suficientemente estrecho podéis doblarlo por la mitad para que quede más compacto. Cosemos a lo largo de la cinta. Aquí tenéis un esquema desde el perfil:

TirayCuadradoCon un poco de paciencia le damos la vuelta al “cilindro” obtenido para que el cuadrado quede por fuera, tal vez os sea útil algún utensilio parecido a unas pinzas de depilar. Para terminar esta parte, en cada extremo de la cinta metemos unos 5mm la tela hacia dentro y cerramos, para que se nos deshilache.

Con las otras dos tiras pequeñas hacemos lo mismo pero sin hacer nada con un cuadrado: cosemos el lado largo, le damos la vuelta y cerramos los extremos.

Ahora cosemos las tiras pequeñas en las esquinas superiores del cuadrado pequeño y cosemos el lado inferior del cuadrado pequeño en el centro de la tira larga. Para que quede bien una idea es planchar la tira dejándola como un rectángulo de uno de cuyos lados sale el cuadrado grande y coser respetando la raya de la plancha.

Por último cosemos los bolsillos de forma simétrica en el cuadrado grande, un poco más arriba de la mitad (a ojo suele quedar bien).

Ahora ya sí que tenemos un delantal :)

Ago 012014
 

Os presento a Frozy, un pingüinito muy simpático que le regalé a @Vanilla_macro por su cumpleaños.

HuevoAbierto

En este post voy a explicar cómo hice a Frozy y en otro futuro como hice el huevo. No tenéis por qué hacer un Frozy, podéis hacer el peluche que queráis.

Materiales:

  • Fieltro de colores o tela para peluche
  • Papel y lápiz
  • Relleno de cojín
  • Hilo de los colores del fieltro o de las telas.
  • Aguja, tijeras, dedal (opcional),…

Elaboración:

Primero hay que tener claro qué forma va a tener nuestro peluche. Como la tela es elástica, cederá un poco por donde pongamos más relleno, cosa que nos hará más fácil el darle forma. Cortamos trozos de papel a modo de patrón, redondos para la cabeza, triángulos para el pico, ovalados para el cuerpo, etc. Ésta es la parte más difícil y dependerá de la figura que queramos hacer. Id mirando las proporciones entre los trozos de papel y con un poco de imaginación, podéis ver cómo os va a ir quedando.

Ahora cortamos los trozos de tela. Si es con tela que no se deshilacha no es necesario hacer dobladillo, pero en todo caso, os recomiendo dejar un poco de margen (5mm) y no cortar justo, siempre podemos recortar luego si sobra algún borde. Cosiendo vamos uniendo las partes. Os recomiendo coser del revés, por donde hayáis pintado la tela con el molde del patrón y, cuando nos quede un pequeño hueco por coser (mínimo 1cm, pero depende del tamaño de la figura) le damos la vuelta, rellenamos y cerramos. Para Frozy he puesto relleno por separado en la cabeza, el cuerpo, los pies, los brazos y el pico.

Los detalles como los ojos, el pico, los brazos y los pies los puse después de tener la estructura para asegurarme de que estaban en su sitio. Es más fácil coserlos antes, pero el peligro es que no quede simétrico (un ojo más centrado que el otro, por ejemplo). Coserlo al final quizá es un poco más difícil, pero como el relleno es blandito, se puede hacer.

Las pupilas las hice cosiendo con hilo negro sobre fieltro blanco, porque cortar un circulito de fieltro negro tan pequeño es muy difícil e iba a quedar mal.

Aquí un par de fotos más para que lo veáis en todo su esplendor 😛

Frozy   Frozy en huevo

Mar 262014
 

Empezando algo nuevo, he decidido aprender a hacer punto. Lo primero que hice fue hacer muestras para coger un poco de mano y luego enseguida ya me puse con el primer proyecto: una bufanda. Como se la iba a regalar a un amigo, le pregunté cómo la quería y, como buen “friki”, el respondió “Como la del doctor Who“, así que aquí explico cómo le hice la bufanda.

Materiales:

– Lana de diferentes colores. Yo utilicé mostaza, aguamarina, gris, marrón, morado y rojo. Una madeja de cada color y de grosor medio.

– Agujas de tejer, las que yo utilicé eran del número 5. Si tenéis dudas en la tienda de lanas os pueden decir cuáles van con la lana que tenéis.

– Un ganchillo y unas tijeras.

Elaboración:

Para aprender a hacer punto he utilizado vídeos que he encontrado en internet. No quiero hacer publicidad de nadie, pero con la cantidad de material que hay colgado y lo buenos que son algunos vídeos no merece la pena que yo grabe los míos propios. Me da un poco de vergüencita …><… así que lo haré cuando sea indispensable, es decir, en otra ocasión.

Lo primero que tenemos que decidir son las medidas de nuestra bufanda. La bufanda del doctor Who se caracteriza por ser extremadamente larga y de franjas de colores. Yo la hice más corta. También es bueno que decidáis ya el orden de los colores, si es que van a tener un orden. Yo utilicé de guía el siguiente patrón aunque no lo seguí fielmente

Ahora sí, vamos a empezar. Lo primero que tenéis que hacer es montar los puntos. El número de puntos a montar varía con la anchura que queráis de la bufanda y con el grosor de la lana. Yo monté 30 puntos. Luego me pareció un poco ancha de más, pero me daba pereza deshacerlo…

Ahora vamos a tejer del derecho las vueltas (líneas) que queramos de ese primer color. Para tejer el hilo no debe estar excesivamente tenso, pero tampoco demasiado flojo. Cuando hayamos hecho las vueltas deseadas, cogemos el siguiente color, lo anudamos (flojito para deshacerlo) con el que teníamos y seguimos tejiendo normalmente. El hilo que queda del color anterior lo cortamos (dejando un poco). Hacemos esto durante toda la bufanda. Si también estáis aprendiendo os recomiendo contar los puntos de vez en cuando para comprobar que no hayáis perdido punto o hecho de más.

Cuando tengamos el largo deseado cerramos los puntos en la última vuelta. Por último queda rematar los cambios de hilo. Vamos deshaciendo los nudos flojos que hicimos y con ayuda del ganchillo lo entrelazamos por la bufanda (en la parte de su color) y anudamos de forma que el nudo sea fuerte pero que no se vea.

Ya tenemos la bufanda terminada. Aquí os muestro la foto:

Bufanda

Dic 062013
 

Hola :) Hoy os enseño el último regalo que le hice a @batberto por su cumpleaños. En un principio pensé en hacerle un álbum de fotos de Berlín ya que no pudo visitarme durante mi estancia allí, pero como a @davidylon le hicimos algo parecido que ya pondré aquí en la web, pues reideé el regalo y esto es lo que ha quedado.

Materiales:

– Fotos, entradas de conciertos, trozos de papel  o aquello de lo que queráis hacer el póster

– Cartulina tamaño A3

– Pegamento de barra y tijeras

– Rotuladores, bolígrafos, lápiz y goma …

Elaboración:

Primero colocad las fotos o lo que vayáis a poner encima de la cartulina, pero sin pegamento, para ordenarlo y comprobar que todo cabe perfectamente.

Si vais a escribir o dibujar algo en alguno de los lados de la cartulina, hacedlo en este momento para tener en cuenta cuánto ocupa y que no tengáis las cosas pegadas que os dificultarían escribir y dibujar. Si no calculáis bien cuánto ocupan los textos o dibujos, hacedlos primero a lápiz. No os olvidéis de ponerle un título y una dedicatoria 😉

Pegad los materiales (fotos, entradas…). Os recomiendo esperar un día para revisar el pegamento, sobre todo en las esquinas.

Aquí teneís las fotos de cómo quedó el póster de Berlín:

PosterBerlinCaraA PosterBerlinCaraB